miércoles, 21 de enero de 2015

7 secretos para combatir la fobia de entrar en una nueva relación

Da miedo. Vértigo. Fobia. ¿Para qué alguien entraría a una nueva pareja sabiendo lo complicado que es? En ocasiones, los cagazos te impiden iniciar una nueva relación o sobre todo disfrutar de ella. Pánico al abandono o a la invasión pueden generar una gran ansiedad en la persona llevándola a realizar acciones que afecten su nueva relación y su autoestima, así lo dice Silvia Salinas, coautora del libro “Amarse con los ojos abiertos”. Si tu deseo es entrar de cabeza a una nueva relación amoroso, te presentamos 7 tips que te pueden ayudar a conseguirlo:

1. Reconoce tus miedos: Consiste en conocer cuáles son tus miedos y mirarlos cara a cara: miedo al abandono, al rechazo, a estar sola, a perder tu libertad o identidad.

2. Tener miedo a las relaciones no significa que haya algo malo contigo: Invitar a otra persona a formar parte de tu vida es algo muy importante. Es natural tener miedo a tal cambio en tu vida personal.

3. Habla con tu pareja de tus miedos y de los suyos: Si sabes que tu pareja es especialmente sensible al abandono y sabes qué comportamientos tuyos pueden llevarle a temerlo, sabrás cómo decir determinadas cosas sin que tu pareja se sienta amenazada.

4. No seas impaciente. Busca una pareja por el deseo de tenerla: Hay una diferencia entre encontrar a tu pareja y encontrar a alguien que desearías fuera tu pareja. No busques una relación sólo porque todas tus amigas tienen una o porque piensas que a esta edad deberías estar teniendo citas.

5. Intenta no desesperarte o darte por vencido: No te culpes a ti misma, acepta estos sentimientos como naturales, no te menosprecies por eso. El miedo es algo difícil de superar, toma su tiempo y mucho trabajo.

6. Ten confianza en vos: Si realmente quieres una relación, podrás encontrarla. Pero no te menosprecies por tener miedo. Todo el mundo tiene miedo al cambio.

7. Reconoce cuando se activa un miedo: Cuando tu pareja reacciona de un modo que te resulta totalmente fuera de lugar, o exagerado, es probable que se deba a que ha sucedido algo que ha activado uno de sus miedos más profundos. Aprovechar esa ocasión para reconocerlo y tratar de descubrir qué miedo es.