viernes, 17 de marzo de 2017

8 hábitos para alcanzar la libertad financiera

Una reconocida psicóloga estadounidense acaba de descubrir cómo hacen las personas para manejar sus finanzas con éxito. Hacer un presupuesto es uno de sus rituales preferidos.
Si uno es fuerte mentalmente puede conseguir todo lo que se proponga. Es que la fortaleza mental permite, aseguran los psicólogos, regular los pensamientos, manejar de forma más efectiva las emociones y comportarse de forma más productiva. Gracias a estas capacidades es posible tener, a la par, una mejor relación con el dinero.
De hecho, las personas que tienen fortaleza mental están siempre en control de sus finanzas. Son capaces de visualizar un objetivo monetario y saben cómo actuar para alcanzarlo. A esa conclusión es a la que llegó la psicoterapeuta Amy Morin, autora del libro "13 cosas que las personas con fortaleza mental no hacen".
Según esta investigadora, en concreto, existen 8 hábitos financieros que las personas con fortaleza mental poseen. Gracias a ellos son capaces de tener una vida financiera plena y alcanzar todos los objetivos que se proponen.
Si los incorporás a tu rutina, estos hábitos podrían tener un enorme impacto en tus finanzas personales. Lo mejor de ellos es que no son nada complicados de entender y mucho menos de aplicar.

1. Elaborar un presupuesto

Enfrentarse a la cruda realidad de visualizar cuánto dinero se gana y tomar consciencia de cuánto se puede gastar mensualmente puede ser frustrante para algunos. No obstante, las personas que son fuertes mentalmente se ponen objetivos y saben que para cumplirlos deben trazar un plan de acción concreto. Realizar un presupuesto les ayuda a tomar decisiones financieras con una base real, respaldadas en factores concretos, alejadas de los impulsos.

2. Tomar riesgos calculados

Amy Morin asegura que otro de los hábitos que tienen las personas que son fuertes mentalmente y que les permite tener éxito en sus finanzas personales es el de nunca dar un paso en falso. A ellos no les seduce la idea de una inversión mágica que los haga millonarios de un día para el otro. En lugar de dar estos saltos al vacío, analizan las inversiones en las que participarán y estiman de antemano cuánto dinero ganarán aproximadamente con ellas.

3. No perder tiempo con comparaciones improductivas

Compararse uno mismo con otras personas constantemente es un mal hábito que muchas personas poseen, ya que tiende a jugar en contra, asegura la psicoterapeuta. Según ella, las personas que son fuertes mentalmente y triunfan en sus finanzas personales, en lugar de perder tiempo viendo quién tiene el auto más nuevo o la casa más grande en el barrio, crean su propia definición de éxito y se mantienen focalizados en seguir su propio camino, sin perder tiempo con comparaciones improductivas.

4. Reconocer lo que uno vale

Las personas que son fuertes mentalmente poseen un muy buen hábito que es el de saber que el valor de su cuenta de banco o de su salario es uno, y que lo que ellos valen es diferente a esto. Gracias a esta actitud son capaces de negociar mejor sus salarios, tanto cuando trabajan a cuenta ajena o por cuenta propia.

5. Poseer bienes y que los bienes no lo los posean a uno

La vida de quienes poseen fortaleza mental no pasa pura y exclusivamente por acumular cada vez más (y más caras) posesiones materiales. Por supuesto que ellos las tienen y las cuidan, analiza Amy Morin, pero no están atadas a ellas. Están dispuestos a mudarse a una nueva casa, dejando atrás bienes personales y adquiriendo nuevos. Esta relación con los bienes materiales les permite poder manejar mejor sus finanzas personales, de forma más objetiva y realista.

6. Tener hábitos financieros alineados con los valores personales

Las personas que poseen esta fortaleza mental de la que venimos hablando, tienen hábitos financieros que van de la mano con sus valores más importantes. Gracias a ello logran tener una vida financiera saludable, sin conflictos y alcanzando objetivos con los que se sienten cómodos y gratificados.
Ya sea que decidan trabajar horas extras para ganar más dinero un mes determinado o que, por el contrario, decidan no hacer horas extras para poder pasar más tiempo con sus familias, sus decisiones van siempre de la mano de sus valores principales. Gracias a ello logran alcanzar la plenitud financiera de forma consistente.

7. Retrasar las gratificaciones

Justificar todas las compras que se hacen diciéndose que uno las merece tras haber trabajado duro toda la semana es una estrategia que puede derivar en realizar comprar impulsivas que no debían realizarse en realidad.
Es una excusa mental que las personas se ponen para poder gastar dinero, generalmente, en cosas que no necesitan. Pero los individuos que son fuertes mentalmente no hacen tal cosa. Al contrario, son disciplinados con los gastos, saben esperar, y sólo se dan los gustos cuando saben que pueden dárselos. Este hábito les permite tener una relación más productiva con el dinero, acorde a los objetivos monetarios que se han planteado.

8. Poseer un sentido del propósito

Las personas que son fuertes mentalmente sienten que su vida tiene un propósito, nunca se sienten vacías existencialmente. Esta cualidad les permite tomar decisiones financieras con ese "gran objetivo" de vida en mente. Al dar así cada paso siguiendo una finalidad mayor, son capaces de recorrer su camino con más firmeza y logran manejar mejor el dinero y las finanzas.
Como te habíamos adelantado, estos hábitos no son nada complejos de entender y son muy fáciles de implementar. Y, como ha probado la psicoterapeuta americana Amy Morin, tienen un impacto muy fuerte en la salud de las finanzas personales.
Te invitamos a probarlos y en poco tiempo verás cómo tu relación con el dinero mejora para bien. Esperamos que estos tips te sean de utilidad y te ayuden a alcanzar la libertad financiera con la que tanto soñás… y con las que las personas mentalmente fuertes ya cuentan a lo largo y ancho del mundo.