martes, 18 de abril de 2017

Un hombre que estudió a gente rica durante 5 años descubre que tienden a evitar a un tipo de persona

Las personas a las que uno frecuenta nos influyen más de lo que uno cree.
De hecho, las amistades podrían tener un gran impacto sobre el ingreso de una persona.
Tras investigar los hábitos diarios de personas ricas durante cinco años, Thomas C. Corley descubrió que suelen evitar a toda costa a un tipo de persona: los pesimistas.
“Los millonarios que han amasado su fortuna por sus propios medios son muy cuidadosos a la hora de elegir con quienes se relacionan”, escribe Corley en su libro Change Your Habits, Change Your Life (Cambia tus hábitos, cambia tu vida). “El éxito se mide en base a la gente a la que uno frecuenta. Los ricos siempre buscan personas que estén orientadas hacia sus propios objetivos, que sean optimistas, entusiastas y que, en términos generales, tengan una actitud mental positiva”.
“El 86% de la gente incluida en su estudio acostumbró a relacionarse con otras personas exitosas”. Asimismo, “hicieron lo posible para evitar estar expuestos a personas tóxicas y negativas”, explica.
La gente rica que él estudió consideraba importante rodearse de personas positivas y alejarse de amigos y conocidos con una actitud negativa. Esto se explica por el hecho de que estas personas ricas compartían un sello de identidad: la positividad. Y uno emula a las personas con las que se relaciona.
“Sostener el éxito económico en el tiempo solo es posible cuando se tiene una actitud mental positiva”, afirma Corley.
No es el único en sugerir que la negatividad es incompatible con el éxito o que las relaciones pueden influir en las ganancias económicas.
Hace ya casi un siglo, el periodista Napoleon Hill llegó a conclusiones similares tras investigar a más de 500 millonarios “que se hicieron a sí mismos”. “Los hombres se inspiran en la naturaleza, en las costumbres y en la fuerza del pensamiento de aquellos con los que se relacionan”, esto escribía en un libro de 1937 convertido en bestseller titulado Think and Grow Rich (Piense y hágase rico). Y agregaba: “no existe esperanza de éxito para las personas que ahuyenta a otra gente con su personalidad negativa”.
El resultado de su estudio: la negatividad aleja a las personas del camino del éxito, y nos lleva a relacionarnos con nuestros semejantes (peresonas negativas). Hay que evitar a toda costa a los pesimistas y comenzar a juntarse con gente optimista.
Business Insider